Lunes, 21 de Octubre de 2019
CIUDAD VALLES, S.L.P.
DIRECTOR GENERAL.
SAMUEL ROA BOTELLO

Los secretos del teléfono de "El Gil", jefe de sicarios de "Guerreros Unidos"

Los secretos del teléfono de "El Gil", jefe de sicarios de "Guerreros Unidos"

Conversaciones, torturas, ejecuciones, armas y escenarios de enfrentamientos: los atroces secretos que arrojó el teléfono del jefe de sicarios de "Guerreros Unidos"

REDACCIÓN| https://lasillarota.com| | Martes, 10 de Septiembre de 2019| 14:19


La reciente liberación de Gildardo López Astudillo, "El Gil", considerado jefe de sicarios de "Guerreros Unidos" y pieza clave en la "verdad histórica" sobre la desaparición de 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, ha atraído la atención de su caso nuevamente.

Ahora, el atroz contenido de su teléfono es dado a conocer por Milenio, el mismo celular donde avisó a Sidronio Casarrubias Salgado, líder máximo de "Guerreros Unidos" que los estudiantes –siempre según la versión oficial– habían sido asesinados, quemados y tirados al rio.

"Los hicimos polvo y los echamos al agua, nunca los van a encontrar".

En el teléfono, dado a conocer por Milenio, hay conversaciones con miembros de su grupo criminal, en ellos platica con un sujeto identificado únicamente como "Tintán".

Durante la charla fraterna, "El Gil" le comparte a "Tintán" una nota periodística donde se presume el hallazgo de fosas clandestinas en la comunidad de Pueblo Viejo, a unos 40 kilómetros de Iguala, el jefe de sicarios le pregunta "¿Cómo ves este pedo?".

Además de las conversaciones de López Astudillo tiene en la galería del celular una serie de videos y fotografías atroces.

La tortura es una constante, personas con heridas graves en la piel, con extremidades cortadas; también interrogatorios a presuntos rivales.  

Asimismo, se muestran evidencias de ejecutados, tanto hombres como mujeres, así como las armas con las que presuntamente cometía sus crímenes.

Existen también, entre tanta violencia, fotografías personales, seres queridos al parecer. Una fotografía de una mujer acompañada de niños.



Guardaba también el escenario de enfrentamientos con grupos rivales como "Los Rojos" y "La Familia Michoacana".

Personas abatidas en carreteras, vehículos quemados y zonas acordonadas para peritajes forenses, las escenas captadas en el teléfono de "El Gil".



Desde ese dispositivo, Gildardo López Astudillo daba órdenes a sus subordinados, sicarios y halcones.

A través de ese teléfono, de acuerdo con las autoridades federales, el jefe de sicario de "Guerreros Unidos" atacó, detuvo, torturó, interrogó, asesinó e incineró a los normalistas.  

Todos estos contenidos más su propia confesión, formaban parte de las pruebas que "El Gil" tenía en su contra como parte de la estructura de "Guerreros Unidos" y de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Aun así fue absuelto y dejado en libertad.   

Un juez de Tamaulipas consideró que las pruebas en su contra fueron obtenidas de manera ilegal.

Las irregularidades en el caso particular de "El Gil" han sido evidenciadas por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Las primeras declaraciones de "El Gil" rechaza haber participado en la desaparición de los estudiantes, la PGR usa únicamente la ampliación de declaraciones, no las originales, según el segundo informe Ayotzinapa del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) del CIDH.

"Quiero precisar que como ya dije, yo no di la orden de nada, ni mucho menos estuve presente en ningún lugar, ni prive de la libertad a ningún estudiante, ni mucho menos ataque ni ordene atacar a nadie", refirió "El Gil" en su primera declaración.

Por su fuera poco, la segunda declaración, donde confiesa los crímenes, se hizo sin presencia de su abogado, ni de representante del GIEI, quienes sí estuvieron en su declaración inicial.



La CIDH señala, además, que López Astudillo no es testigo presencial de lo ocurrido la noche del 26 y 27 de septiembre en Iguala, es testigo referencial, es decir, refiere los hechos porque otras personas que participaron se los habrían narrado, nunca estuvo presente.

Las propias declaraciones de "El Gil" mencionan que el grupo asesinado de estudiantes habían sido divididos en dos, unos llevados al basurero de Cocula y otros a un lugar desconocido, siendo asesinados y lanzados sus restos al río San Juan, un número menor de los 43 normalistas.

En caso de ser cierta las palabras de "El Gil", no todos los estudiantes fueron asesinados en el basurero de Cocula.

Entrevistado por el GIEI, Gildardo López Astudillo aseguró que fue víctima de tortura por parte de elementos de la PGR. Al respecto, tras su detención se desconoce el contenido del informe de posibles lesiones contra "El Gil", mientras que en el segundo informe se detallaron ocho lesiones. 

Esto sugiere que López Astudillo pudo haber sido torturado para cambiar sus declaraciones sobre lo sucedido.

 


emsavalles© 2006 - 2019 Todos los derechos reservados. Queda prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos sin previa autorización.
Emsavalles Publicidad, Escontría, 216-A, Zona Centro, Ciudad Valles, S.L.P. Tel:481-382-33-27 y 481-381-72-86. emsavalles@hotmail.com. contabilidad@emsavalles.com
No. de Certificado de Reserva Otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2016-022414285700-203.