Lunes, 24 de Septiembre de 2018
CIUDAD VALLES, S.L.P.
DIRECTOR GENERAL.
SAMUEL ROA BOTELLO
Semana del 15 de Septiembre al 21 de Septiembre de 2018

El subsecretario toma la delantera

El subsecretario toma la delantera

Juan Veledíaz


Roble Arturo Granados Gallardo tendrá todo el reflector el próximo 16 de septiembre, cuando encabece la última parada militar por el aniversario de la Independencia. Más allá de la exposición mediática, el nombramiento reviste un significado simbólico ya que en otro tiempo quien tenía esa encomienda resultaba ser electo nuevo secretario de la Defensa Nacional. Se dice que son otros tiempos, se comenta que se busca un perfil de un militar progresista, se anuncia una posible reforma a las fuerzas armadas, con ese fondo, el actual subsecretario de la Defensa Nacional da un paso al frente.

El general de división Roble Arturo Granados Gallardo no ha dejado de aparecer en cuanta ceremonia oficial y acto protocolario, que le granjee un acercamiento con actores políticos nacionales e internacionales. Lo mismo para recibir a funcionarios de la Casa Blanca, como sucedió a principios de febrero con la visita del entonces secretario de Estado norteamericano Rex Tillerson, que para ser acreedor de condecoraciones, como en la ceremonia por el Día del Ejército, donde sumo a su palmarés la “distinción militar” por su labor para estrechar lazos con “ejércitos de naciones amigas”.

Para los analistas en temas de defensa nacional pocos militares en el último año han tenido la exposición pública como la ha tenido el actual subsecretario de la Defensa Nacional. Hombre cercano y de todas las confianzas del actual titular del ramo, con quien hasta diciembre pasado se desempeñó como jefe de Estado Mayor de la Defensa, el general Granados Gallardo fue designado en días pasados comandante del desfile militar del día de Independencia, ceremonia que cada 16 de septiembre es vistosa pero que cada seis años reviste singular importancia por el simbolismo que acompaña a quien lo encabeza.

Septiembre no es cualquier mes para el general Granados Gallardo, en este mes cumplirá 50 años de su ingreso al ejército, miembro de la antigüedad 1968 del Colegio Militar, y será también el mes en que podría estar en la antesala de alcanzar el máximo reconocimiento que un militar puede recibir.

Porque se dice que quien encabeza el último desfile militar de Independencia del sexenio, suele ser electo por el presidente entrante como secretario de la Defensa Nacional. Al menos así ocurría con los gobiernos priistas, pero con la llegada de Vicente Fox en el año 2000 y en 2006 con Felipe Calderón, la costumbre cambió.

Esta la posibilidad podría actualizarse si se revisan las condiciones en las que cerró el sexenio de ambos presidentes panistas. En ninguna fueron del todo uniformes. Con Fox el entonces titular de la Defensa Nacional Gerardo Clemente Vega García no se guardó las formas, y a toda costa buscó que su sucesor fuera el general Alfredo Oropeza Garnica, vinculado en 1997 a la masacre de campesinos en la comunidad serrana de El Charco en Guerrero, donde se dijo había un campamento de guerrilleros del EPR. Como se frustró su designación, se le ofreció la dirección de seguridad de Telecom donde recibió una buena remuneración casi sin trabajar.

Cómo olvidar el verano del 2006 cuando la sucesión en las fuerzas armadas quedó marcada por las disputas de los grupos al interior del Ejército. Pocos recuerdan que tres de los posibles aspirantes ventilaron sus diferencias en los medios de comunicación. Hubo acusaciones de compras irregulares contra un general de división que se le veía seguro, otro aspirante fue encarcelado acusado de vínculos con el narco, y uno más acusó ser blanco de ataques de un ex secretario de la Defensa con quien arrastraba diferencias de tiempo atrás.

Las dudas sobre el perfil del general Granados Gallardo, ante la posibilidad que lo coloca en la antesala de la titularidad de la Defensa Nacional, surgen no solo por su cercanía con el general Cienfuegos, sino por su participación desde la jefatura de Estado Mayor de la Defensa Nacional, en las decisiones que llevaron a acciones que desembocaron en violaciones graves a los derechos humanos.

Los organismo internacionales como la oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU han señalado el caso de los 22 asesinados en una bodega en el poblado de Tlatlaya, Estado de México, mientras la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha insistido sobre la línea de mando de los militares que conocieron e intervinieron en la noche de Iguala que desembocó en la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa en septiembre del 2014.

Por el otro lado, el general Granados Gallardo cuenta con una hoja de servicios que lo muestra como un militar que ha recorrido casi todo el país, además de haber desempañado las mas diversas tareas administrativas. De su expediente se destaca que comenzó su carrera en el Cuerpo de Guardias Presidenciales en el sexenio de Luis Echeverría (1970-1976), después pasó comisionado al Estado Mayor Presidencial durante la gestión de José López Portillo (1976-1982). Como oficial de infantería estuvo adscrito a la sección segunda, inteligencia militar, en dos periodos distintos de su carrera. Primero en 1986 con el general Juan Arévalo Gardoqui como titular de la Defensa, y después en 1997 en el área de contrainteligencia con el general Enrique Cervantes Aguirre como secretario del ramo.

Granados Gallardo lo mismo ha estado adscrito al Estado Mayor de la comandancia de la séptima región militar en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, que en la jefatura de la segunda región en Mexicali, Baja California. De sur a norte conoce buena parte del territorio nacional en labores estratégicas propias de su cargo.

Viene el desfile
El pasado miércoles 5 de septiembre en las instalaciones del Campo Militar número uno en la Ciudad de México, el general Granados Gallardo pasó revista a las tropas del Ejército, Fuerza Áérea y Marina que participaran en el desfile del día de la Independencia.

Será una ventana de exposición ante la clase política que se va el 30 de noviembre, y sobre todo, un aviso de quien está en la delantera en la terna que desde semanas atrás se ventiló en los medios se hizo llegar a López Obrador.

Granados Gallardo dependerá mucho de su idea no solo sobre cómo abordar los temas mas urgentes en materia de seguridad nacional y seguridad interior, sino en el papel que deberá jugar la Defensa Nacional en una posible reforma de las fuerzas armadas que conforme pasan los días cobra mas fuerza la versión de que será uno de los temas de la agenda legislativa.

En octubre el general cumplirá la edad reglamentaria de los generales de división para pasar a retiro. Esto no representa obstáculo, en el pasado ha sucedido que generales con un pie en la jubilación, como en 1988 con el general Antonio Riviello y en 2006 con Guillermo Galván, al ser elegidos para el cargo siguieron en servicio más allá de los 65 años.

La única duda que persiste es si Granados Gallardo tiene “perfil progresista” que los analistas han señalado deberá tener quien resulte electo para encabezar la Sedena. Sobre todo porque se anuncian cambios que en más de un siglo en la historia de las fuerzas armadas no han ocurrido. Cambios que podrían ser a fondo, como el hecho de fusionar a las tres ramas de las fuerzas armadas, ejército, marina y fuerza aérea, en una sola dependencia que a mediano plazo encabece un secretario civil, y que el órgano operativo sea un Estado Mayor Conjunto, compuesto por los comandantes generales del ejército, marina y fuerza aérea. Un tema que ya da mucho de qué hablar y sobre el que en su momento deberá ser abordado por los aspirantes a ocupar la titularidad de la Sedena.

twitter. @velediaz424
sitio web. estadomayor.mx

 


emsavalles© 2006 - 2018 Todos los derechos reservados. Queda prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos sin previa autorización.
Emsavalles Publicidad, Escontría, 216-A, Zona Centro, Ciudad Valles, S.L.P. Tel:481-382-33-27 y 481-381-72-86. emsavalles@hotmail.com. emsavalles@prodigy.net.mx
No. de Certificado de Reserva Otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2016-022414285700-203.