Domingo, 19 de Noviembre de 2017
CIUDAD VALLES, S.L.P.
DIRECTOR GENERAL.
SAMUEL ROA BOTELLO
Semana del 20 de Octubre al 26 de Octubre de 2017

El pequeño Cristian, de leer los labios a escuchar los sonidos del mundo

El pequeño Cristian, de leer los labios a escuchar los sonidos del mundo


La historia de un caso de implante coclear en la Secretaría de salud en San Luis Potosí

Los padres de Cristian llegan en punto de la una de la tarde al consultorio de Audiología del Hospital del Niño y la Mujer en San Luis Potosí. Están ansiosos. Cristian, su pequeño -ahora de 4 años cumplidos-, fue operado hace dos meses en el Hospital, una cirugía donde se hizo un implante coclear: se le colocó un electrodo y un pequeño aparato en la base, entre el cráneo y la piel. Este día la visita es para activar el aparato interno. Ellos están ansiosos porque no saben cómo reaccionará Cristian, finalmente no conoce los sonidos del mundo, su lenguaje se limita a machucar de alguna forma palabras cortadas.

La cita se retarda un poco porque la audióloga está en cirugía y esta se retrasa un poco. Mientras eso sucede, Edgar padre de Cristian, corre por los pasillos y áreas de la planta baja del Hospital donde están los consultorios.

¿Cómo será el pensamiento de Cristian en ese momento en que no oye el rechinar que hace la suela de sus tenis, o los gritos de los otros dos pequeños que le hacen segunda en el corredor?

Cristian ha aprendido a leer los labios, dice por su parte su papá Edgar, “es muy listo. La terapista de lenguaje Brenda Alfaro, nos dice que su avance es muy notable, que seguramente con el implante ya activado podrá hablar en corto tiempo”.

La madre, Mónica, explica con febrilidad que su recuperación fue inmediata: “al día siguiente de la operación salió corriendo prácticamente del hospital. A los dos días andaba como si nada. No para ni un momento”.

Cristian fue diagnosticado con hipoacusia profunda desde los 4 meses de edad y usa auxiliares auditivos desde los 6 meses. Se le hizo la cirugía de implante coclear en el Hospital del Niño y la Mujer en agosto de 2017, esto se desprende del Programa de Infancia de Pacientes con Discapacidad Auditiva, es un programa de alto costo económico para la Secretaría de Salud, pero que podrá hacer que varios menores en lista de espera dentro del Comité puedan acceder a él, lo que sin duda, cambiará la vida de los menores.

Han llegado las dos audiólogas, Olga Álvarez Avitia quien ha seguido el caso del pequeño, fue parte del equipo quirúrgico de la Secretaría de Salud y Miriam Camacho, quien trabaja para la empresa que distribuye el costosísimo equipo que se les entregara este día a los padres, después de darles una explicación detallada de su uso.

Olga Georgina explica lo que sigue para la familia: “es un proceso para Cristian de adaptación al aparato; es muy diferente a la audición que se tiene con un oído normal, con una aparato y ahora con un implante, hay que trabajar con él mucho, una clave es hablarle todo el tiempo y observar que respuestas está teniendo, hay que hacerle gráfico el toc toc de la puerta para que lo relacione, por eso es muy importante como padres ir apuntando las cosas”.

Agrega que se trata de un periodo de adaptación, es como si llegara repentinamente todos los sonidos de manera brusca, por eso –agregó-, que es vital la actividad de los padres y de las sesiones de terapia del lenguaje que seguirá realizando la terapista Brenda Alfaro, ya que ella explicará el significado de los sonidos.

Después Miriam Camacho, la otra audióloga que trabaja para la empresa que provee el dispositivo, explica paso a paso a los padres la forma de operar el procesador, el control y cómo estimula el implante, les habla de que es un aparato de última generación que incluso puede ser usado en agua, y cuyo costo es muy elevado, que es costeado por la Secretaría de Salud y el Seguro Popular para este programa en especial.

Juntas, hacen la programación, calculan intensidad, hacen una prueba de estímulo, y arrancan…Cristian se siente sorprendido, después ríe al escuchar todos los sonidos del consultorio y las voces; después llora y no puede detenerse. “Es una respuesta normal, hay que adaptarse”, explica Miriam Camacho.

Cristian no entiende aún, no entiende lo que puede significar ese pequeño aparato implantado en la superficie de su cráneo, ahora se desespera, le da miedo lo desconocido, no entiende que en lo desconocido también se resguardan cosas hermosas; ya habrá momento para agradecer la tenacidad de sus padres y al sistema de salud pública que le permite dar este paso enorme.

facebook. emsavalles Noticias Publicidad
twitter. @emsavalles
sitio web. emsavalles.com
e-mail. emsavalles@hotmail.com

 


emsavalles© 2006 - 2017 Todos los derechos reservados. Queda prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos sin previa autorización.
Emsavalles Publicidad, Escontría, 216-A, Zona Centro, Ciudad Valles, S.L.P. Tel:481-382-33-27 y 481-381-72-86. emsavalles@hotmail.com. emsavalles@prodigy.net.mx
No. de Certificado de Reserva Otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2016-022414285700-203.