Lunes, 15 de Octubre de 2018
CIUDAD VALLES, S.L.P.
DIRECTOR GENERAL.
SAMUEL ROA BOTELLO
Semana del 29 de Septiembre al 05 de Octubre de 2018

¿Quién es el más importante?

¿Quién es el más importante?

Rodolfo del Ángel del Ángel


Lo hemos leído muchas veces, algunos lo sabemos de memoria. Me refiero al pasaje del evangelio en el cual Jesús responde a la pregunta de sus discípulos - ¿Quién es el más importante en el reino de los cielos? Ya sabemos la respuesta, Jesús llamó a un niño y lo puso en medio de ellos. Y les dijo: El que se humilla como este niño será el más grande en el reino de los cielos. A esas palabras Jesús añadió estas otras en un tono de solemne advertencia: “Y el que recibe en mi nombre a un niño como este, me recibe a mí. Pero si alguien hace pecar a uno de estos pequeños que creen en mí, más le valdría que le colgaran un gran piedra de molino y lo hundieran en lo profundo del mar”. (Mateo 18:4-6).

Desde luego que al hablar de los “pequeños” que creen en él, no solo se refería a los niños, sino también a los más sencillos dentro de la comunidad de creyentes. No obstante, es a partir de un niño que Jesús nos da esta lección. Tal parece que nos hemos olvidado. El mundo en el que vive nuestros niños hoy día es difícil y amenazante en muchos sentidos y Jesús con sus palabras lo coloca bajo nuestra responsabilidad y nos sacude con esta verdad: Recibir a un niño es como recibirle a él, pero ser tropiezo para ellos, es meterse con él y afrentarlo.

Se ha hecho énfasis en el derecho de los niños y niñas. El derecho que tienen a un nombre y una nacionalidad, a crecer en un ambiente sano, a ser atendidos en sus necesidades fundamentales, a ser protegido por la familia y el Estado de cualquier forma de abuso, a la educación, a la salud, etc. No obstante, esos derechos son violentados cotidianamente. Sabemos de niños, sometidos a abuso físico y sexual, niños que viven en la pobreza, explotados laboralmente, o un medio ambiente que amenaza su salud física y emocional. Quizás nuestros hijos no están expuestos a este tipo de abuso, pero cuando como padres abandonamos nuestro papel activo en la crianza, distanciándonos de ellos, también los menospreciamos. Hoy muchos niños y adolescentes, llevados por la marea cultura en la que estamos inmersos, encuentran en las redes sociales un espacio de distracción que está lleno de riesgos, pero no siempre como padres nos enteramos y estamos atentos. Cotidianamente en la televisión se exhiben programas infantiles que amenazan la integridad moral de los niños y les transmiten ideas distorsionadas, alentando conductas violentas y poco sanas. No nos damos el tiempo para la conversar con ellos, tenemos escaso interés en transmitirles los valores de la fe y procurarles experiencias recreativas edificantes que alienten las buenas relaciones familiares y sociales y les ayuden a descubrir y desarrollar sus capacidades.

Ciertamente no podemos cambiar el mundo para que sea un mejor lugar para ellos, pero podemos revisar nuestras actitudes y estilos de crianza para reorientarlas conforme a los principios de la Palabra influyendo en el corazón y el carácter de nuestros hijos. Que conozcan a Cristo, que aprendan que el bien supremo de nuestras vidas es Dios a quien debemos honra. Si así lo hacemos, ellos se encargarán, llegado el momento, en las personas que Dios usará para cambiar el mundo.

Cuánto necesitamos escuchar con un corazón abierto las palabras de Jesús. Él sigue poniendo a los niños en el centro de nuestra atención para decirnos: “ellos son los más importantes”. ¿Qué necesitamos cambiar como padres, como iglesia y como sociedad para que ese cuidado que Jesús exige sea una realidad?

 


emsavalles© 2006 - 2018 Todos los derechos reservados. Queda prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos sin previa autorización.
Emsavalles Publicidad, Escontría, 216-A, Zona Centro, Ciudad Valles, S.L.P. Tel:481-382-33-27 y 481-381-72-86. emsavalles@hotmail.com. emsavalles@prodigy.net.mx
No. de Certificado de Reserva Otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2016-022414285700-203.