Jueves, 26 de Abril de 2018
CIUDAD VALLES, S.L.P.
DIRECTOR GENERAL.
SAMUEL ROA BOTELLO

Opinión

El PRI contra la pared

Por Ángel Castillo Torres


La gira proselitista de José Antonio Meade en tierras potosinas es una buena ocasión para que el PRI realice un ejercicio honesto de autocrítica, deje de lado la auto complacencia y proceda a tomar conciencia del tamaño del reto que le espera en la elección del próximo primero de julio.

Nada garantiza al PRI que pueda ganar las elecciones de este año. Ni en el estado ni a nivel nacional. Las circunstancias le son adversas. No cuenta en este momento con una preferencia dominante de los electores. El poder lo ha desgastado y los errores cometidos son una pesada carga que desgasta su legitimidad.

Actos de corrupción e impunidad, un entorno económico que empieza a golpear los bolsillos de los ciudadanos y una violencia incontrolada trabajan en su contra.

El partido gobernante tendrá que aplicarse a fondo para evitar un desastre. No le será fácil pero de ello depende que pueda ganar la elección local y nacional.

Tiene a su favor experiencia institucional acumulada durante décadas. Una estructura territorial muy arraigada en todo el país. Un candidato ciudadano que puede atraer el voto de los sin partido. Un equipo de políticos profesionales probados en mil batallas. Disponen de recursos económicos suficientes para financiar sus campañas. Tiene la ventaja estratégica de estar en el gobierno y cuenta con un voto duro significativo. Así que es muy temprano para escribir su epitafio. Todo indica que el PRI se va a morir en la raya. Pero el peligro lo acecha.

El PRI padece debilidades que lo quebrantan. Es una marca desprestigiada. Con un presidente de la república mal calificado. Exgobernadores encarcelados por presuntos actos de corrupción y en los estados, gobernadores, diputados y alcaldes cuestionados por sus malos resultados. Por estos extravíos es atacado por ciudadanos y partidos rivales. Hay mucha irritación y rechazo hacia él.

En San Luis Potosí el PRI no es hegemónico. Comparte amplias franjas de poder con otros partidos. El PRD domina en los dos municipios más importantes, San Luis capital y Soledad de Graciano Sánchez. En ellos existe un listado nominal que rebasa el 40% del total de los votantes. Durante los dos últimos años el partido del Sol Azteca se ha consolidadando y expandido más allá de la zona metropolitana penetrando con éxito en la huasteca, altiplano y zona media.

En cuanto al PAN su presencia es significativa en varios municipios y regiones. En la ciudad capital es el segundo partido más votado. En la zona media tienen control en Rioverde que es el municipio más importante, al igual que en Cerritos, Villa Juárez, San Ciro, Alaquines y Cárdenas, entre otros. En la huasteca gobierna Xilitla, Axtla, Ébano, El Naranjo, Matlapa y San Vicente Tancuayalab.

Movimiento Ciudadano es influyente en Mexquitic de Carmona que se ubica entre los primeros siete con mayor número de votantes. Gobierna en Axtla de Terrazas, San Martín Chalchicuautla y Villa de Zaragoza. Ha logrado además aprovechar las divisiones del PRI en varios municipios del estado para consolidarse.

Lo anterior es importante porque en las elecciones del próximo año PRD, PAN y Movimiento Ciudadano van juntos a través de la coalición “Por San Luis al Frente”. Se han aliado hasta el momento en 27 municipios de los 58 que conforman el estado, apoyan a un solo candidato presidencial, Ricardo Anaya y competirán juntos por la Senaduría y las siete diputaciones federales. Mantienen además negociaciones para ir en alianza partidaria, otra figura legal, en los otros 31 ayuntamientos que faltan y probablemente haya arreglo en los 15 distritos locales en lo que se elegirán diputados.

Si tomamos en cuenta que en la elección de gobernador de 2015 estos tres partidos sumaron 591,336 votos: Sonia Mendoza (PAN) 351,352, Fernando Pérez Espinoza (PRD) 196,931 y Eugenio Govea (MC) 43,053 puede afirmarse que esta alianza tripartita es poderosa y puede ganar las elecciones a nivel nacional, estatal y municipal.

Por ello es que el PRI no la tiene fácil.

La elección presidencial en la que más votación ha obtenido el tricolor en el estado fue en 1994 cuando Ernesto Zedillo recibió 441 mil 390 votos. Y en la última elección de gobernador (2015) en la que Juan Manuel Carreras resultó ganador obtuvo apenas 380 mil, 128 votos.

Así que no es fácil entender de dónde ha surgido el atrevimiento de ofrecer al precandidato Meade 600 mil votos. Por ello es urgente dejar a un lado la autocomplacencia y el autoengaño.

El PRI tendrá que gestionar con eficacia su estrategia para ganar en el estado.

Muy mal quedará el gobernador Carreras con su amigo José Antonio Meade si apenas le consigue la votación que él obtuvo en 2015 (380 mil, 128 votos).

Además, si los priistas no se esmeran, el Doctor Carreras corre el riesgo de perder la mayoría de las 15 diputaciones locales y los principales municipios del estado. Un resultado como éste complicaría la gobernabilidad y terminaría de facto con el gobierno carrerista.

Y hay razones para la zozobra.

La elección de candidatos al Senado, diputaciones y alcaldías siempre es un episodio de alto riesgo. Los que no obtienen una candidatura se van resentidos, traicionan, simulan o de plano ya no aportan su trabajo y liderazgo.

Súmese a esto que de inicio el PRI no logró concretar una coalición con el partido Verde, ni con el PANAL lo que deja la impresión de que los operadores políticos del gobernador están fallando.

Además, el presidente del partido debe soportar las interferencias y conspiraciones del secretario de gobierno y del oficial mayor que en la práctica se han dedicado a usurpar el trabajo de Martín Juárez.

Y por si algo faltara ha surgido el protagonismo y agandalle de José Luis Ugalde para conseguir la candidatura al Senado, lo que ha generado discordia con otros aspirantes. Y las cerezas del pastel: la casi segura postulación como diputado federal por Rioverde de Oscar Bautista, implicado en el caso de “La Ecuación de la Corrupción” y la no menos denigrante postulación de “Tekmol” como candidato a la diputado federal por Matehuala.

Lo dicho, o el PRI corrige el rumbo o la derrota es segura.


emsavalles© 2006 - 2018 Todos los derechos reservados. Queda prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos sin previa autorización.
Emsavalles Publicidad, Escontría, 216-A, Zona Centro, Ciudad Valles, S.L.P. Tel:481-382-33-27 y 481-381-72-86. emsavalles@hotmail.com. emsavalles@prodigy.net.mx
No. de Certificado de Reserva Otorgado por el Instituto Nacional del Derecho de Autor: 04-2016-022414285700-203.